Disfrute de envío gratuito para pedidos superiores a 49 $

Espere un envío rápido y discreto

¿No estás seguro del regalo perfecto? ¡Elige la Tarjeta Regalo Besollo!

Beginner's guide to Dildos

Guía para principiantes sobre consoladores

6 Tiempo mínimo de lectura

Una guía para principiantes sobre consoladores.


CONTENIDO

Factores a considerar:

Diámetro y longitud

¿Qué tipo es el adecuado para ti?

Seleccionar un material premium

Adecuado tanto para juegos vaginales como anales.

Cuidando tu consolador

Los consoladores son una excelente opción para principiantes. Sin necesidad de preocuparse por ningún botón o configuración, son increíblemente fáciles de usar. Al elegir su primer consolador, es esencial tener en cuenta el tamaño, el material y cualquier característica adicional, como una ventosa. Esta guía le brindará todo lo que necesita saber sobre la compra, el uso y el mantenimiento de su consolador.

Factores a considerar: diámetro y longitud

Dos dimensiones cruciales son el diámetro y la longitud. El diámetro indica el ancho del consolador. El diámetro medio de un pene erecto es de aproximadamente 3,8 cm. Dependiendo de tus preferencias personales y tu experiencia, es posible que quieras algo más ancho o más estrecho. Si te encanta la sensación de plenitud, un diámetro de alrededor de 3,8 cm es un buen punto de partida y puedes ajustarlo desde ahí. Sin embargo, si buscas sensaciones específicas o apuntas al punto G, un consolador con un diámetro de entre 2,5 y 3 cm podría ser más adecuado. La longitud se explica por sí misma. Si bien la profundidad vaginal promedio sin excitación es de entre 7,6 y 10 cm, puede expandirse significativamente cuando se excita. Los consoladores que normalmente se venden varían entre 18 y 22 cm, lo que los hace ideales para principiantes. Si siente que un consolador es demasiado largo, recuerde que no es necesario que lo inserte por completo. Algunos usuarios incluso prefieren consoladores un poco más largos para facilitar su manejo.

¿Qué tipo es el adecuado para usted?

Los consoladores vienen en varias formas y tipos. El más simple es una pieza cilíndrica, que puede tener textura o imitar un pene realista. Su elección depende de sus preferencias personales. Si desea una experiencia real, entonces un consolador realista podría ser perfecto. Los consoladores duales están diseñados para quienes buscan el doble de placer o para el juego en pareja. Los consoladores del punto G tienen una punta curva diseñada específicamente para la estimulación del punto G. Para aquellos que buscan una penetración profunda, existen consoladores de tamaño XXL, que garantizan una experiencia profunda. Una característica adicional a considerar es una base de succión, que permite jugar con manos libres y una variedad de posiciones.

Seleccionar un material premium

Al elegir el material del consolador, tenga en cuenta la sensación y la higiene. Los materiales porosos pueden atrapar bacterias y suelen ser más suaves, como el caucho, la gelatina y el PVC. Estos no se pueden limpiar con productos químicos agresivos y suelen ser menos costosos. Por motivos de salud, es fundamental evitar compartir juguetes porosos. La silicona es muy recomendable porque no es porosa y tiene varias densidades. Se puede desinfectar fácilmente, lo que lo convierte en la mejor opción tanto en términos de tacto como de higiene. Los consoladores de cristal también son una excelente opción. Ofrecen una sensación única por su dureza y suavidad y se limpian fácilmente.

Adecuado tanto para juegos vaginales como anales.

Los consoladores se pueden utilizar tanto para el juego vaginal como anal.

A continuación se ofrecen algunos consejos: Para el juego vaginal:

-Tener siempre a mano un lubricante compatible.

-Encuentra el estilo de penetración que más te convenga.

-Experimentar con diferentes posiciones para localizar el punto G.

Para juego anal:

-Asegúrate de que tu consolador sea suave y firme.

-Utiliza mucho lubricante y asegúrate de que sea compatible con tu juguete.

-Si siente molestias o dolor, deténgase inmediatamente.

Cuidando tu consolador

Independientemente de cómo uses tu consolador, recuerda limpiarlo después de cada uso y guardarlo en un lugar limpio y seguro.

Deja un comentario

Deja un comentario

Publicaciones de blog